< post anteriorpost siguiente >

28 mar
2006

El que avisa no es traidor

Es innegable que España reúne todos los requisitos para ser víctima de una crisis de ciertas dimensiones. Vivimos de prestado, sobreendeudados, con una generación de empleo precaria y ligada a sectores ciclos como la construcción, sin incentivo a la inversión empresarial, perdiendo competitividad vía diferencial de inflación, con la productividad en mínimos, poca inversiones en I+D+i en términos del PIB en relación con nuestros socios europeos, importando mucho más de lo que vendemos, dependientes de un turismo cuyos ingresos no hacen sino reducirse, con el mayor grado de fracaso escolar de los doce y lo que cada uno quiera añadir.

España suena cada vez más en el entorno financiero internacional y no precisamente para bien. ¿Qué sería de nosotros sin el paraguas de la UE? Prefiero no pensarlo.

España se encuentra en la encrucijada. Elegir el camino correcto cobra hoy día más importancia que nunca. Se necesitan políticas de choque si no queremos disgustos en el futuro no muy lejano. Y se necesitan ya. El demorar los problemas en el tiempo conduce a situaciones como la italiana que algunos empiezan a comparar con la de Argentina de hace tres años. No nos lo podemos permitir. Solbes, MAFO, Caruana, Vergara... ya sabéis.


archivado en Economía a las 1:18:46


añadir comentario:


Nombre:
URL:
*anti-spam* ¿cuánto son 2 x 8? :



La pagina de Antonio Pintor, 2005-2017 | Algunos derechos reservados | Acerca de... | Sindicacion RSS
Esta página se ve mejor con Firefox